El 14 de agosto se realizó el lanzamiento del libro La Guerra contra la Triple Alianza en debate [Editora Lorca, São Paulo, 2019] en el local del Archivo Nacional de Asunción. Alrededor de 90 personas presenciaron el acto, que terminó con un brindis. La mesa estuvo compuesta por Montserrat Álvarez, filósofa y escritora, y por el autor de la obra, el historiador marxista y militante del PT de Paraguay, Ronald León Núñez.

Por PT-Paraguay

La Guerra del Paraguay contra la Triple Alianza [1864-1870] es considerada como el mayor y más sangriento conflicto bélico ocurrido en Sudamérica hasta la actualidad. La acción combinada de los ejércitos del entonces Imperio del Brasil, la Argentina de Bartolomé Mitre, y el caudillo uruguayo Venancio Flores –financiados en buena parte por el capital británico y con la cobertura del gobierno inglés–, no solo destruyeron el incipiente pero progresivo desarrollo económico independiente del Paraguay, sino que cometieron un genocidio que exterminó entre 60 y 69% de la población total de ese país.

Comenzado el evento, Montserrat Álvarez, destacó la pertinencia del libro porque, fuera del Paraguay, existe un desconocimiento casi completo sobre este hecho, puesto que “no excede los ámbitos académicos” y su estudio recae casi exclusivamente en los historiadores profesionales.

Montserrat Álvarez

Según Álvarez, el libro “no se limita a hacer los análisis de los procesos económicos, socio-políticos de los hechos pasados –que lo hace, y lo hace muy bien–, sino que analiza también los relatos presentes de esos hechos y procesos pasados y su uso, su instrumentalización en el terreno del debate público con fines de respaldar posturas contemporáneas, es decir, sitúa el análisis de los relatos historiográficos sobre la Guerra contra la Triple Alianza en el terreno al que en realidad pertenecen, que es el terreno del debate político y actual”.

La discusión con la narrativa liberal, según la escritora, aunque sea comprensible, “no ha desembocado en algo mejor; la versión nacionalista del episodio contra la Guerra contra la Triple Alianza ha conducido a un culto laico a figuras autoritarias, que ha sido incluso asimilado por vastos sectores del espectro que se reclama de izquierda, y aún marxista, bebiendo directamente de las fuentes del nacionalismo de derecha”.

Ante esto, Montserrat sostiene que “hay que recuperar las herramientas conceptuales propias del marxismo” y comprender que “la izquierda, si es marxista, no es ni puede ser nacionalista; no solamente porque desde el comienzo el análisis económico e histórico que está en el corpus del propio Marx y que se desarrolla en su línea más coherente hasta hoy, excede las fronteras fantasiosas de esa superstición burguesa que es la nación, sino porque el propio sentido de ese discurso necesariamente apunta a la destrucción de esa forma nacional, [… puesto que esa ilusión] solo sirve para defender los intereses de la clase dominante dentro de cada nación, como si [estos intereses] fueran los de todos”.

Por su parte, el autor del libro, Ronald León Núñez, luego de agradecer el prólogo del profesor argentino, marxista e internacionalista, Ricardo De Titto, y a la Editora Lorca, que aceptó publicar el material, comparó esta nueva obra con su primer libro lanzado en 2011 [Revolución y Genocidio, Editorial Arandurã], y señaló que La Guerra contra la Triple Alianza en debate “amplía su visión, abarca un espectro mayor de interpretaciones, y entra en polémicas con autores y narrativas que a alguien que está fuera de Paraguay también podría interesarle”.

Lanzamiento en el local del Archivo Nacional de Asunción

En ese sentido, León Núñez destacó que “el libro está estructurado y escrito en tono de polémica. Esto siempre nos fuerza a argumentar, fundamentar mejor, para contraponer una visión, en mi caso marxista, a las interpretaciones tradicionales, y que en algún momento ya fueron “oficiales”, que son el liberalismo y el nacionalismo burgués, sea de derecha, extrema derecha, o el llamado de izquierda”.

Dijo también que el objetivo con este material es “que el tema salga de círculos cerrados de académicos profesionales, de especialistas, y que el estudio de la historia sirva para elaborar o actualizar un programa político para la acción revolucionaria, un programa para la clase trabajadora”. Especialmente “queremos debatir nuestra historia y la del Cono Sur, y llegar a la clase trabajadora del Paraguay, del Brasil, de la Argentina y, por qué no, de Latinoamérica”.

Sobre los debates planteados, subrayó que “el principal debate, evidentemente, se da con la historiografía liberal o neoliberal, es decir, con la que de una u otra forma justifica la Triple Alianza. Esta es, básicamente, la historia escrita por los vencedores. No solo el mitrismo más grotesco, sino también la versión moderna de esta corriente, que se hizo llamar Nueva Historiografía, encabezada tal vez por el intelectual brasileño Francisco Doratioto, pero que influencia en alguna medida casi todas las publicaciones académicas actuales en el Brasil y hasta en el Paraguay”.

Esta narrativa, aseguró, “aunque se diga imparcial y se mimetice diciéndose más científica, es una actualización de la versión de los nacionalismos brasileño y argentino. Esto es así”.

Sin embargo, el libro no se limita a la polémica con el liberalismo: “este libro también polemiza duramente con cualquier interpretación nacionalista paraguaya, por considerar que el nacionalismo, sea de derecha, extrema derecha o hasta de izquierda, también es una visión burguesa de la historia. El marxismo, en general, defiende la autodeterminación nacional de las naciones oprimidas, pero no es nacionalista. El marxismo es internacionalista por naturaleza”.

Ronald León Núñez, historiador

Al respecto, Ronald León Núñez, hizo una alerta general: “existe un peligro político de que, en el afán de polemizar con los defensores de la Triple Alianza, de denunciar los crímenes cometidos contra el Paraguay, la izquierda asuma premisas del nacionalismo y caiga en el culto a la personalidad de un doctor Francia o de los López. Y el marxismo no acepta ningún culto a la personalidad”.

“Lo que tenemos que entender –continuó León Núñez– es que, para polemizar con la Triple Alianza, no es necesario exagerar nada, como hacen Chiavenato o el nacionalismo de izquierda”.

Posteriormente, el autor hizo referencia a los principales problemas que el libro aborda: el carácter de la colonización europea en América; el carácter, el sujeto social y político, de las revoluciones de independencia latinoamericanas en el siglo XIX; el caso paraguayo y, en ese sentido, los regímenes de José Gaspar Rodríguez de Francia y de los López. Sobre la Guerra contra la Triple Alianza en sí, mencionó que las polémicas alrededor del tema tienen que ver con el carácter de ese conflicto –si fue progresiva o reaccionaria–; la caracterización del Paraguay de preguerra; los intereses de los Estados nacionales de la región; el papel que cumplió el gobierno y el capital del Imperio británico; y, finalmente, la discusión sobre si hubo o no “genocidio” del pueblo paraguayo. Todos temas que según Ronald León en el Paraguay se dan por sentado, son extremadamente polémicos en el Brasil y la Argentina, y casi desconocidos en otras partes del mundo.

Sobre la pertinencia y las consecuencias políticas, prácticas, de esas discusiones, el joven historiador aseguró que el estudio de la historia y su interpretación “no puede ser un ejercicio intelectual estéril, una reducción a comentar el pasado”.

El prólogo del libro fue realizado por el historiador marxista argentino Ricardo De Titto.

Para el marxismo, “estudiar y comprender cualquier proceso histórico debe estar al servicio de elaborar un programa y una política acertadas para revolucionar el presente, para cambiar las cosas de raíz, de cara al futuro. En nuestro caso, este estudio y cualquier otro que hagamos está al servicio de elaborar o actualizar un programa obrero y socialista”.

De acuerdo con León Núñez, hay que estudiar la historia “para responder a simples preguntas: ¿cuál es la salida para la clase trabajadora hoy?, ¿qué hay que hacer?, ¿contra quiénes hay que luchar?”.

Para el Paraguay, como para todos los países latinoamericanos, “un punto de partida debe ser el problema agrario y la independencia nacional, la soberanía en todos los sentidos, pero desde una perspectiva de clase y socialista”, enfatizó.

El autor del libro concluyó su exposición diciendo que “la segunda independencia será un proceso revolucionario continental, como lo fue en el siglo XIX. Pero, la diferencia cualitativa con ese primer proceso emancipador radica en que ya no será llevada adelante por ningún sector burgués o privilegiado de nuestras sociedades. No será encabezada por ningún Bolívar, San Martín, Rodríguez de Francia, por ningún López. ¡No hay un mesías! ¡Esa tarea pasó a la clase trabajadora y sus propias organizaciones!”.

El libro La Guerra contra la Triple Alianza en debate puede adquirirse a través del perfil del Partido de los Trabajadores del Paraguay (https://www.facebook.com/PTParaguay/), o bien escribiendo a la Editora Lorca: editoralorca@gmail.com.

Ficha técnica:

LEÓN NÚÑEZ, Ronald. La Guerra contra la Triple Alianza en debate. São Paulo: Lorca, 2019, 524 pp.

ISBN: 978-85-63097-11-8

Editor responsable: Alicia Sagra

Tapa: Martin Garcia

Proyecto gráfico y diagramación: Romerito Pontes

Revisión: Natalia Estrada

Revisión técnica: Isa Pérez

Normatización técnica: Iraci Borges (CRB 8-2263)

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here